MOTIVACIÓN EXTERNA.

concepto-de-motivacion

“La motivación es la cualidad vista por dentro.”

Arthur Schopenhauer.

Diario Positivo, entrada 54.

Hace poco he empezado a darle clases de dibujo a la maquilladora y amiga mía Ranee Storm. Poco esperaba yo que estas clases removieran una parte de mi que creía dormida. Hace muchos meses que no dibujo, no me sentía motivado, y en general, la idea me aburría. Pero desde que he empezado a darle clases. A repasar la estructura de las caras, de los cuerpos… ha vuelto a picarme esa curiosidad que tenía antes.

Es cierto que ya no quiero ser dibujante, me he dado cuenta de que mi sueño de pequeño no era ser dibujante, era ser artista, y eso sigo intentándolo día a día. Ahora he descubierto que lo que me llena, lo que me hace desear despertarme y seguir luchando por ello, es la literatura. Creo que se me da bien (aunque obviamente me queda mucho por aprender). Igualmente, aunque ya no pretenda ganarme la vida con el dibujo (o al menos no a tiempo completo) es cierto que ver a Ranee dibujar, ha hecho que mi mano recuerde la sensación de coger un lápiz.

De estas clases estoy sacando dos beneficios: uno es el que os estoy comentando. Volver a dibujar ha sido un gustazo, aunque de momento sólo hago bocetos inconclusos. El otro beneficio es poder transferir todo aquello que aprendí de Diego Olmos y mis compañeros de clase a una persona que lo disfruta.

Todo surgió en una conversación personal en la que llegué a la conclusión de que lo que tenía que hacer en mi vida, mi siguiente paso, era dar clases de dibujo a esta maquilladora en ascenso. Poner a su disposición todas aquellas clases que tantas horas me hicieron invertir. Me divierte y me hace recordar una época pasada y a la vez siempre presente en mi vida.

Antes de que pensara en darle clases, ella siempre me decía que no tenía talento para el dibujo. Me decía que no sabía dibujar. Tiempo después surgió esta propuesta y sólo tres clases después me encuentro con que casi domina la estructura craneal. Este descubrimiento, que a muchos puede parecer banal, y a otros puede sonar a chino, es un descubrimiento muy gratificante. No me considero profesor (respeto mucho esa profesión) pero como instructor de Ranee Storm en el arte del dibujo es un sincero placer encontrar a una persona que no sólo tiene talento, si no que además disfruta y escucha cuando le hablo y le explico lo que ha de hacer.

Por ello tengo que darle las gracias y también por darme la oportunidad de volver al pasado para asistir mentalmente y en un plano extra-temporal a mis clases de dibujo, memorizar los apuntes, y regalárselos con todo el placer del mundo. Por supuesto, gracias por volver a meterme el gusanillo del dibujo. ¿Quién sabe si dentro de poco volveré a publicar mis dibujos? No os prometo nada, pero ahora no lo veo del todo descabellado.

Anuncios

¡Coméntame!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s