BLOQUEO MENTAL.

bloqueo-mental-ansiedad

El bloqueo mental, ese archienemigo que todo artista teme. Esa Kryptonita que hace que tu creatividad se debilite. ¿Qué hacer para vencerle? ¿Con qué armas hay que luchar? La triste y simple realidad es que no se puede hacer nada. No hay nada que vaya a conseguir que nuestra creatividad venza en esa guerra. Sé que mucha gente, al leer esto ha pensado: “vaya un profeta…” pero como siempre digo: dejad que me explique.

Hace ya un año que empecé a escribir mi primera novela. Todo iba a una velocidad placentera. Veía como avanzaba página a página, componiendo capítulo tras capítulo. Superé la primera parte del libro en pocos meses y me sentía realmente esperanzado. He empezado a escribir muchas novelas, aunque no terminé ninguna, pero ésta… ¡que delicia de facilidad!

De pronto un día, sin saber por qué, la velocidad cesó. No conseguía escribir nada referente a esa novela. Tenía buenas ideas, pero no era capaz de plasmarlas en el papel. Me limitaba a apuntarlas en una libreta que siempre llevaba conmigo. He estado varios meses sin escribir mi libro. ¡No dejé de escribir en ningún momento! Pero todo lo que escribía eran artículos y secciones de este blog.

Hace poco, escasas semanas, empecé a escribir de nuevo. Retomé la novela por donde la había dejado, y aquella velocidad, volvió de la misma forma que se marchó. Sin saber por qué. Simplemente, volvía a ver como mis dedos volaban por el teclado de mi netbook.

Lo que quiero decir es que no hice nada especial para volver a escribir, no puse en práctica una técnica que estimulara mi imaginación. Pues no le ocurría nada a mi imaginación, simple y llanamente, se había ocupado de otras cosas. Estoy seguro de que muchas de las personas que me leen y tienen o han tenido un bloqueo mental a la hora de crear; han visto como dicho bloqueo, solo se aplicaba a aquel proyecto que ansiaban crear. “¡Tengo que publicar este libro pero no consigo escribirlo! ¡No entiendo, cuando me pongo a escribir cualquier otra cosa, me sale!” Es por el simple hecho de que no nos obligamos a escribir esas cosas que nos salen.

Cuando tenemos un proyecto, sea novela, cómic, guión, poesía, lo que sea, nos empecinamos en terminarlo ¡ya! Y eso no funciona así. No podemos decirle a nuestro cerebro: “¡tú harás lo que yo te diga!” pues lo único que conseguiremos es que nuestras neuronas se pongan en huelga y se nieguen a trabajar. Cuando veáis que el bloqueo mental os invade, sencillamente, no os obliguéis, no os torturéis con algo que os encanta, no hagáis a vuestro cerebro odiar esa pasión.

Cuando nos imponemos algo, ese algo nos incomoda, nos hace daño. Y pensad en esto: imaginad que nos ponen algo que nos encanta delante. Pongamos por ejemplo, un plátano. Y cada vez que lo cogemos recibimos una descarga de corriente que nos sacude todo el cuerpo. Llegará un momento, que asociaremos el plátano con una sensación de dolor y dejará de gustarnos. ¿Sabéis una cosa? Puedo vivir sin plátanos, pero no puedo vivir sin arte. ¿Y vosotros?

-Sergio Flores Marcos.-

Anuncios

¡Coméntame!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s